Non scholae sed vitae dicimus
12 de Enero.- Compro el Kurier con gusto y lo leo con algo menos de dificultad que el resto de los periódicos austriacos (el Österreich no cuenta, porque casi todo son fotos). Tomé costumbre de comprar el periódico el sábado por las ofertas de empleo y la verdad, no se me ha quitado. Otra ventaja es el coste: con revistilla y todo, el Kurier sale por 1,20 (que aprendan los periódicos españoles).
De vez en cuando, también, se encuentran unos articulillos muy interesantes. Por ejemplo, uno que me llamó la atención el otro día, y que se llama como este post.
En él se hacía una recopilación, graciosilla, curiosa, de dichos en latín que, antaño, eran el equipaje imprescindible de una cabeza que quisiera pasar por escolarizada y que hoy, me temo, en la era del sonitono y del politono son sólo reliquias polvorientas. A mí el latín me gustaba. Me parecía que ayudaba a aprender a pensar y su jubilación de los plantes de estudio bajo el pretexto de su baja utilidad en el mundo laboral, me pareció de una miopía lamentable. No sólo para la escuela aprendemos, también para la vida (eso significa el título de este post). Rememorando un poco aquellos tiempos en los que la gente salpicaba su parla de las sabrosas sentencias clásicas, he aquí una selección:
-De nihilo, nihil: de la nada, tampoco sale nada. Sabio dicho: para todo en esta vida hay que invertir una cierta cantidad de esfuerzo.
-Consuetudo est altera natura: la costumbre es una segunda naturaleza (o sea, que ya es hora de enseñarse).
-Tempus fugit! : o sea, que el tiempo vuela.
-Quod erat demonstrandum: de lo que se demuestra...
-Ab alio expectis, alteri quod feceris! Lo que hagas a otro, espéralo también de él.
-Mens sana in corpore sano: mente sana en cuerpo sano. Cuentan de un ministro de Franco que inauguró un colegio al agreste grito de “Mens sana in corpore insepulto” pero como no se ha podido averiguar quien fue el bestia, dudo mucho de la veracidad de la anécdota. Seguimos:
-A capite bona valetudo: la buena salud empieza en la cabeza (no comment).
-Cogito ergo sum (Pienso, luego existo). Según esta frase, el mundo estaría lleno de seres inexistentes.
-Age quod agis: lo que hagas, hazlo bien.
-Semper et ubique: siempre y en todas partes.
-Istud, quod tu summum putas, gradus est o sea, lo que tú tomas por una cumbre, no es más que un escalón.
Y con este llamamiento a la humildad nos despedimos hoy desde esta fría Viena, no sin antes recordar que Absque labore gravi non possunt magna parari o sea, que sin grandes trabajos no se pueden conseguir grandes cosas. Nada es fácil.

5 comentarios:

María dijo...

Creo que la que nos suena a todo el mundo es la de: "Quid pro quo" (esto de ver series como Ally Mcbell marca).
Aunque la que de verdad me gusta (la usaba mi padre cuando dabamos una explicación larguísima) :
"Excusatio non petita, accusatio manifesta"

Marona dijo...

Ostras, el otro día buscando un título en latín para mi post de hoy encontramos (ves a saber cómo) una página web de frases en latín y su traducción. Oye, pues estuvimos la mar de entretenidos un rato (animalicos... :D).

Jorge dijo...

Iba a comentar, antes de leer los comentarios, la de "Excusatio non petita, accusatio manifesta", pero se me ha adelantado María.

Pocas veces una frase tiene tanto sentido cuando se pronuncia.

Un saludo y enhorabuena por el blog.

Jorge desde Zaragoza

Paco Bernal dijo...

Hola a todos y gracias, como siempre, por vuestros comentarios.
A Maria: no tiene que ver estrictamente con el tema del post, pero sí con las series americanas. En una serie ya antigua, de nuestra mocedad, que se llamaba Luz de Luna (Cybill Sheperd y Bruce Willis cuando todavía tenía pelo, jate tú si hará años) pues la gente, cuando alguien estornudaba decía Gesundheit. Lo curioso es que muchos americanos lo dicen, sin darse cuenta de que viene del alemán. Era una "anésdota" a lo que decías de las series. Y la excusatio non petita es un axioma de la vida jaja. Saludetes.
Mar: te juro que no ha habido plagio, eh? Que lo escribí el domingo para que se publicase el lunes jajaja. Estas cosillas son muy entretenidas y muy vistosas. A mí el artículo del Kurier me llamó mucho la atención ipsofactamente. Cuidaros mucho.
A Jorge: hola y bienvenido. Te presto una que me ha soplado hoy David, otro lector, desde Madrid, que me ha escrito un correo: verba volant, scripta manent (las palabras vuelan, lo escrito permanece). Lo curioso es que esta frase ha cambiado de significado desde su nacimiento. Al principio, era una alabanza de la palabra. O sea, que mientras que lo escrito queda "estático" y es inmutable, las palabras son dinámicas, eficaces y rápidas. Hoy, sin embargo, se entiende la frase al revés. Las palabras son traicioneras y vuelan y, sin embargo, lo que está escrito queda para memoria del futuro.
En fin: un saludo para Zaragoza también.

JOAKO dijo...

¡Viva el derecho romano/que al esclavo manumite y a la exclava meti-manu"(música de la vaca lechera)y eso que a mi la tuna...